Calor específico

109 0

El calor específico se consigue a partir de la capacidad calorífica y representa la dificultad con que una sustancia intercambia calor con su ambiente. Es característico de las sustancias que conforman los cuerpos y no es dependiente de la masa.

El calor específico de una sustancia, es la proporción de calor que se necesita  para elevar la temperatura de una masa unitaria en un grado. La fórmula generada de esta definición, puede escribirse en las siguientes formas:

Donde:

Ce = Calor especifico.

Q = calor

m = masa

Δt = Variación en la temperatura

Δ t = t final – t inicial

La unidad de medida del calor específico es calorías sobre gramo y grado centígrado.

En la tabla siguiente se presentan los valores de C para algunas sustancias comunes.

Calor cedido y absorbido por los cuerpos

El principio base con el que se rige la calorimetría es la conservación de la energía. Si un cuerpo caliente y un cuerpo frío se ponen en contacto térmico, al paso del tiempo alcanzarán equilibrio térmico a la misma temperatura, esto se debe a la transferencia o flujo de calor. Si no se emite calor a los alrededores, entonces de acuerdo a la ley de conservación de la energía obtenemos:

Bibliografía

  • Harita, Alfonso Bernardo. (2018). FISICA II Colegio de Bachilleres del Estado de Sonora, Segunda Edición. Hermosillo, Sonora, México. Impreso en México. (Copyright© 2012).
  • Llamas Casoluengo, Luz del Carmen. FISICA II Telebachillerato Comunitario. Ciudad de México. Impreso en México. D.R. Secretaría de Educación Pública, 2015 ©.
  • Fernández, José L. FÍSICALAB. https://www.fisicalab.com/apartado/calor
Kendor Emmanuel O´Shelly Parada

Kendor Emmanuel O´Shelly Parada

Ingeniero en Geociencias, Docente